La vida es uno de los dones más preciados, lamentablemente no todos saben valorarla lo suficiente y por el motivo que fuere deciden que sus problemas y angustias son superiores a todo lo demás, y deciden acabar sus días.

Es el triste destino que tuvo Alexandra Valoras, una joven de 17 años, de Massachusetts, quien aunque aparentemente llevaba la mejor vida que una chica de su edad podría tener, misteriosamente un día tras unas vacaciones en la nieve, decidió lanzarze de un puente dejando destrozados a sus padres.

Alexandra era una adolescente “feliz” que lo tenía todo, era una alumna brillante, contaba con el cariño de sus padres, excelente deportista, rodeada siempre de amigos... Pero vivía un calvario por dentro que no se lo dijo a nadie, salvo a su diario que tras su muerte reveló toda la angustia que llevaba guardada durante años.

Mientras la familia dormía, Alexandra decidió abandonar el hogar para quitarse la vida

Sus padres, Alysia y Dean Valoras, perdieron la paz cuando no la vieron en su cama a la mañana siguiente, pero jamás imaginaron lo que encontrarían minutos más tarde.

Siguiendo la señal GPS del móvil lograron dar con su paradero, y cuenta su padre entre lágrimas cómo fue él quien asomándose por el borde del puente, vio su cuerpo tirado en el suelo. Guardando la última esperanza de encontrarla con vida, fue volando pero ya era demasiado tarde.

Fue entonces su hermana Emily quien encontró la evidencia de la amarga angustia por la que estaba pasando Alexandra, relatada en las más de 200 páginas de un diario de terror.

Cosas escritas como quien está desesperada y astiada de la vida: “Estás rota”, ” eres una carga” ,” eres perezosa”, “eres un fracaso”, fueron algunas de las frases que Emily encontró, además de otra que decían: “¡Tienes que irte ya!”

Su madre no podía entender nada, su vida parecía la de otra chica totalmente diferente a lo que relató Alexandra en su diario, nadie jamás pudo sospechar de esos pensamientos tan negativos.

”Parecía imposible pero la realidad era diferente. Porque estaba escrito ahí”, dijo su padre.

Incluso Alexandra era la representante del consejo de los alumnos de su colegio y tenía la más alta calificación en todas las materias. Pero al parecer su autoexigencia le llevó a un nivel de ansiedad y desesperación, que fue acabando con su ilusión por vivir.

Pero sus padres jamás pudieron saber la causa real de su ansiedad, y con ese misterio se fue a la tumba.

El suicidio es la segunda causa de muerte entre los jóvenes de Estados Unidos, y es por eso que los padres de Alexandra han querido hacer pública su historia para alertar a tantos padres de lo que están haciendo con sus hijos, o de lo que no están haciendo.

CBS

Muchos chicos pueden aparentar llevar una vida perfecta, cuando su mundo interior se desmorona en pedazos.

”No seas tan duro contigo mismo”, fue uno de los mensajes que Alexandra dejó en su diario. Pero lamentablemente no tuvo los recursos necesarios para poderlos aplicar en su propia vida.

Parents blindsided by daughter's tragic suicide hope her story helps save others

Her suicide in Grafton, Mass. this March came as a shock. CBS Evening News with Jeff Glor interviewed the parents of Alexandra Valoras, who hope that by sharing the story of their daughter, another family might be spared this trauma.

Publicada por WBZ | CBS Boston en Miércoles, 26 de septiembre de 2018

Tras el testimonio de estos destozados padres, muchos han salido fortalecidos y han recibido mensajes de jóvenes y familias a las que les ha cambiado la vida. Ellos piensan que sólo por eso por lo menos la muerte de su pequeña ha valido la pena.

No dejes de compartir esta historia con tus amigos, los padres deben estar alertas, podrían salvar una vida.