Durante la madrugada del 28 al 29 del pasado mes de diciembre Fernando Pastorizzo perdió la vida después de que su novia Nahir Galarza le disparara. Puedes recordar la noticia aquí.

El crimen causó indignación en Argentina y el mundo después de que saliera a la luz la noticia, el incidente se produjo en Gualeguaychú, a 230 km de Buenos Aires. Un taxista encontró a Fernando agonizando con un disparo en la cabeza y otro en la espalda.

Habían transcurrido dos horas del asesinato cuando Nahir publicó en su perfil de Instagram una imagen con una dedicatoria para su novio.

“Cinco años juntos, peleando, yendo y viniendo, pero siempre con el mismo amor. Te amo para siempre, mi ángel”.

Lo cual fue muy extraño, sus conocidos describen su relación como enfermiza, ella lo había amenazado con matarlo si lo dejaba, para el asesinato utilizó el arma de su padre que trabaja como policía.

Las autoridades incautaron la pistola y determinaron que era propiedad del padre de Nahir, pero ella confesó que la había tomado para dispararle a Fernando y desde entonces permanece detenida.

La investigación sobre el crimen sigue su curso y las autoridades enfocan sus esfuerzos en analizar 1.000 mensajes de WhatsApp para comprobar cómo era la relación que mantenían Nahir y Fernando.

Fernando Ferrari, es el ingeniero encargado de realizar la investigación y aseguró que el resultado podría influir en la condena, analizaran la información del último año contenida en el teléfono móvil de Nahir.

Se pudo conocer que el día de Navidad, los jóvenes discutieron en las afueras de un local nocturno, su último contacto fue el 28 de diciembre, poco antes del asesinato.
El teléfono móvil del fallecido Fernando, todavía no ha podido ser desbloqueado debido a que posee un riguroso sistema de seguridad.

Por otra parte, el fiscal Rondoni Caffa declaró ante los medios de comunicación que recibió información de que la familia viajó a Brasil durante el verano de 2016 y Fernando entró y salió del país junto a los Galarza, lo que podría ser una prueba del vínculo que mantenían.

Si se demuestra que Nahir actuó con alevosía podría ser condenada a cadena perpetua. Una relación pasajera puede ser vista de otra forma durante el juicio, en cambio un noviazgo, aunque no hayan vivido juntos representa una mayor implicación de la acusada en el asesinato, por eso la importancia de la información del teléfono móvil y del viaje a Brasil.

La foto del viaje desmontaría la estrategia del abogado de Nahir, que alega que nunca fue presentado como su “novio”, que según su familia solamente se trataba de un amigo y nunca tuvieron contacto con él.

También, comprobarán a través de los mensajes que intercambiaban si había violencia de ambas partes.

El Clarín

Esperamos que este caso sea resuelto y que se haga justicia, los padres de los jóvenes están devastados ante una situación tan dolorosa. Todos debemos alzar la voz contra la violencia, comparte esta noticia.