El momento impactante ha sido recogido en imágenes y revela cómo un trabajador de lavado de autos de la empresa Asda se inclina hacia el vehículo de una mujer y aprieta sus senos.

Azad Hassan, quien se declaró culpable de agresión sexual hace dos semanas, atacó a una mujer de 42 años de edad, de nombre Sarah Barnes, quien fue a un lugar de lavado de autos en Pentwyn, Gales, en julio, y ha renunciado a su anonimato para contar su horrible experiencia.

Sarah decidió revelar su identidad para decirle a otras víctimas que no tienen “nada de qué avergonzarse”.

Describiendo el asalto, ella relató: “Entré en el lavado de autos y Hassan, que me estaba sirviendo, me dijo que me subiera a mi auto por el otro lado, separándome de la otra persona que estaba trabajando allí”.

“Fue en ese momento que me abrió sorpresivamente la puerta e introduciendo su cuerpo en el vehículo me tocó el pecho, me los apretó firmemente, y dijo ‘bonitos'”.

“Yo no reaccioné en absoluto, ignoré todo porque estaba en estado de shock, nunca esperas que alguien vaya a hacer semejante cosa”.

“Luego tocó mi pierna y la estaba acariciando,  diciéndome que le diera algo de dinero. Me incliné para sacarlo y cuando salió del auto volvió a tocar mi pecho “.

Sin saber qué hacer Sarah fue a Asda y le dijo a uno de los empleados sobre lo que había pasado.

Ella dijo: “Hablé con uno de los gerentes allí y fue realmente encantadora. Ella arregló todo y me dijo lo que tenía que hacer. Yo no estaba en el estado de ánimo adecuado, no podía creer lo que había sucedido. Me sentía enojada y frustrada”.

“La actitud de la policía fue brillante. Yo era la única que no me atrevía a hacer nada al respecto, porque en realidad no era una agresión sexual intrusiva, pero la policía me aseguró y me dijo que el hombre no tenía derecho a hacer lo que hizo, por lo que me animó a demandarlo”.

Ella dijo que esperaría que Hassan nunca pueda volver a  trabajar donde haya mujeres solteras de nuevo. Y le dijo a otras víctimas: “Yo diría que no retrocedan si pasan por una situación similar. No habría llamado a la policía si no fuera por el gerente de Asda”.

“Sólo quería notificar a alguien”. Dijo que realmente necesitaba llamar a la policía y que en Asda estaban horrorizados por lo que un empleado suyo había hecho.

Masud Fazel, propietario de la lavadora de autos, confirmó que Hassan ya no estaba trabajando para el negocio.

Él dijo: “Él no está trabajando aquí más y pido disculpas por lo que sucedió. Nunca pensé que fuera así, de lo contrario nunca lo habría contratado”.

The Sun

“Por lo que yo sabía era un buen hombre, pero no es algo normal lo que hizo y nunca más volveré a emplearlo”.

Hassan, de 43 años, de Cardiff, compareció ante el Tribunal de Magistrados de Cardiff el 30 de agosto, donde recibió una orden de la comunidad y ordenó que firmará el Registro de Delincuentes Sexuales durante cinco años después de que se declarara culpable de agresión sexual.

Sucesos que son lamentables pero que se agradecen que se haga justicia para que otras víctimas no pasen por lo mismo en el futuro.

Todos debemos estar atentos a este tipo de eventos y no podemos dudar en denunciarlos, compártelo con tus amigos.