Lamentablemente muchas personas tienen mascotas pero lejos de asumir el compromiso de velar por su salud y bienestar le propinan las más crueles agresiones, como el caso de una mujer en Colonia Narvarte en Ciudad de México que fue denunciada por sus vecinos tras descubrir que alimentaba a sus perros y gatos con cachorros de razas más pequeñas después de torturarlos salvajemente.

Una protectora que lucha por defender los derechos de los animales llamada Mundo Patitas compartió en su perfil de Facebook el video que ha estremecido a miles de personas en las redes. Puedes visitar su página aquí.

Ellos se encargaron de difundir una hora de grabación donde se observan a perros de raza bóxer y pitbull dentro del inmueble que está en condiciones deplorables, se aprecia que no había ningún hábito de higiene ni cuidado hacia las mascotas ni el espacio donde sobrevivían.

En el video la pareja de perros atacan a un perrito herido en el suelo, lo muerden y lo agreden brutalmente hasta que acaban con su vida.

Las escenas son estremecedoras, también pudieron registrar el impactante momento en el que un perro muerde a un gato sin vida y lo mastica. Pudieron apreciar cómo cinco cachorros fueron devorados por los perros grandes.

La organización Mundo Patitas logró rescatar a cinco crías que vivían en el recinto, y ahora están recibiendo la atención médica necesaria para garantizar su buen estado de salud.

El rescate de los perros se llevó a cabo gracias a las denuncias de los vecinos, que acudieron a la organización y a las autoridades policiales, aunque de ellos no han obtenido respuesta.

La mujer identificada como Yadira Llana Esperón, de aproximadamente 60 años, vivía en la calle Xochicalco, en la colonia Navarte Poniente, donde perros y gatos eran torturados antes de ser ingeridos por los perros más grandes.

Llegó a tener 20 animales en el patio de menos de 20 metros cuadrados en condiciones totalmente insalubres, sin proporcionarles atención, ni alimentos adecuados.


Desde hace seis meses los vecinos observaron que un supuesto veterinario llegaba al hogar de la acusada con cachorros de gatos y perros, que presuntamente le vendía a la señora que vivía sola después de la muerte de su madre.

Pero los vecinos fueron alertados por los constantes gritos y chillidos de los animales cuando eran asesinados.

Así que después de comprobar que eran víctimas de maltrato, decidieron denunciar a la señora Yadira ante la Procuraduría Ambiental y del Ordenamiento Territorial de la Ciudad de México (PAOT).

Esta institución tiene una necropsia realizada al cuerpo de uno de los perritos y el resultado comprueba que la causa del fallecimiento fueron golpes, y no mordidas de perros. Por lo que se presume que antes de que los perros lo agredieran fue golpeado por un ser humano.

Los vecinos le solicitaron a la acusada que les permitiera rescatar a los perros que todavía estaban vivos, y ella les respondió mientras agredía verbalmente a los canes que ninguno de los animales agresores tiene sangre en el hocico, lo que comprobaba que alguien había roto el cuello de los cachorros para asesinarlos.

Leticia Mejía Hernández subprocuradora de PAOT le pidió a la acusada que le permitiera rescatar a los perros y no tuvo respuesta, no pudieron evitar que cinco cachorros fueran asesinados, según información de un testigo.

excelsior

Pero finalmente, después de tantas denuncias, lograron rescatar a los perros que quedaban en el domicilio de la agresora.

Mientras tanto los vecinos esperan las acciones judiciales y vigilan para que la acusada no meta ningún animal más a su casa para someterlos a atroces torturas y al canibalismo. Comparte esta estremecedora noticia.