Después de la ola de reacciones en las redes sociales y tras toda la cobertura mediática que ha supuesto el caso del asesinato de la niña ecuatoriana Emilia Benavides, de 9 años, todo el país está conmocionado. Y nuevos detalles en torno a los presuntos asesinos han salido a la luz. Puedes recordar la noticia aquí.

Con la declaración por parte del Fiscal General del Estado, Carlos Baca Mancheno, de tener la intención de aplicar las penas más severas para los asesinos, que podrían ser de hasta 40 años de prisión, confirmó el inicio de una investigación por los delitos cometidos.

Baca informó que en contra de las tres personas sospechosas, la Fiscalía presentó formalmente cargos por la concurrencia de delitos de trata de personas, asesinato y violación. Las mismas que ya fueron detenidas y que habrían tenido alguna relación con el padre de la niña.

La audiencia de formulación de cargos se realizó la madrugada del jueves, a pocas horas de que caduquen las 24 horas de detención preventiva de los detenidos, tres en total: José N. R. y Manuel A. R., dos hombres adultos (primos entre ellos), y un transexual que se hace llamar Tania, de apellidos A.R.

Todo esto después de que el cuerpo sin vida de la niña, mutilado e incinerado, se haya localizado este martes en un botadero de basura, ubicado por la vía a la parroquia Chuquiribamba, al noroccidente de la ciudad de Loja.

Fuentes extraoficiales han revelado que la niña, al salir de la escuela y entablar conversación con su familiar José N.R, lo que quedó recogido en las cámaras de video vigilancia, habría sido retenida y trasladada a un motel de paso, de la localidad, en donde se le habrían tomado varias fotografías que llevaría a suponer que se trataría de una red de pornografía infantil y por ende la materialización del delito de trata de personas con esos fines.

Por su parte, la Fiscalía investiga si habría “el involucramiento de niñas, niños o adolescentes dentro de la presunta red que habría estado operando en la ciudad de Loja y parte de ellos están detenidos con prisión preventiva”.

De la investigación se presume que la niña habría sido asesinada por José N. R, y cuando el cuerpo habría empezado a descomponerse la habría mutilado y en el taxi que manejaba Manuel A. R., primo de José N. R, como chofer contratado, la habría llevado al lugar en donde se encontró el cuerpo y ahí la habría incinerado para borrar toda evidencia.

Otras fuentes revelaron que un alias 10, perteneciente a la red de pornografía infantil, se habría puesto en contacto con el transexual Tania A.R, ofreciéndole pagar miles de dólares si le conseguían niñas entre 9 y 11 años para ser fotografiadas y producir videos pornográficos.

Tania A.R, a su vez, habría contactado al “Chino” (José N. R.), quien les llevaría a Emilia. Al parecer, él sería la pieza clave de la organización, ya que al trabajar en eventos infantiles, podría tener acceso a la cantidad de niñas que quisieran. ¡Es verdaderamente estremecedor!

Por otra parte, el padre de la niña, Ángel Benavides, con el rostro aparentemente sereno y sin casi derramar una lágrima, dirigió unas sentidas palabras a toda la gente que lo apoyó. En medio del discurso, llamaba a dejar el asunto en manos de la justicia, e insistía en que él no era nadie para juzgar al presunto asesino.

“Querido amigos, créanme, y lo digo de corazón, que este señor sea juzgado por Dios y por la justicia. Mi esposa y yo no tenemos nada que decir. ¿Perdonaremos al asesino? Sí, porque nuestra hija no descansará en paz, al ver que tiene un padre que también odia, que también es agresivo, yo nunca eduqué a mi hija así, y ahora que me va a acompañar como ángel, tampoco le daré un mal testimonio”.

“No permitiré que el odio me saque la alegría, mi capacidad de ser mejor cada día, no puedo irme en contra de lo que mi hija esperaría de mí”.

“Lo que nos toca es vivir con absoluta fe y pureza la vida de mi hija. No guardaré el luto de negro en el funeral de mi hija, porque no lo merece. Y estaré de blanco en este luto, porque un ángel acaba de subir al Cielo … y un ángel me acompañará”.

URGENTE ECUADOR un mensaje digno de ser compartido luego de haber perdido a su hijaSr. Ángel Benavides padre de la pequeña Emilia B . Da sus palabras a la comunidad Ecuatoriana.

Publicado por Michelena memorias en Martes, 19 de diciembre de 2017

Tal reacción ha desatado una fuerte polémica y comentarios de la población, quienes algunos reconocen y admiran la entereza y fe profunda del padre de la fallecida. Pero a otros les llama poderosamente la atención su extremada calma, y se cuestionan si no estaría encubriendo algo.

Pero un nuevo suceso, después de que los tres sospechosos fueron detenidos, ha venido a enturbiar aún más las investigaciones, y es que el sospechoso José N. R, apareció muerto en su celda provisional del Centro Regional de Turi.

En un principio, se presumió que la causa de la muerte fue un suicidio con una prenda de vestir.

Tras este incidente, la Ministra de Justicia, Rosana Alvarado, afirmó que el Centro en el que permanecía el sospechoso es de alta seguridad. Y que se abrirían las investigaciones para determinar la causa de la muerte, que no podría revelarse hasta realizar el informe forense.

Metroecuador / La Hora

Un hecho espeluznante que dificulta aún más el actuar de la justicia. Son muchas las personas que dudan que la muerte de José N.R. haya sido por un suicidio, ya que poseía demasiada información, y para la red pornográfica infantil era arriesgar demasiado si seguía vivo. Lo más sencillo para silenciarlo definitivamente era su muerte. Este hecho pone en tela de juicio el proceder de las autoridades en un caso, que ameritaba aún más la seguridad extrema y el mantener con vida al principal sospechoso.

Esperemos que las investigaciones lleguen hasta las últimas consecuencias. Levantemos la voz para que se haga justicia. ¡Comparte esta noticia con tus amigos!