Cada vez que un niño viene al mundo, sucede un verdadero milagro. Y ese milagro de la vida es más evidente todavía con la creciente ola de partos múltiples que se dan en la actualidad, debido a los tratamientos de fertilidad a los que se someten algunas mujeres para cumplir con el sueño de su vida.

Pero lo que sucedió con estos trillizos al nacer dejó sorpendidos a las enfermeras y al ginecólogo, sin duda es algo que raramente lo podrán volver a ver en su vida.

El doctor Rodrigo da Rosa Filho, de origen brasileño, atendió el parto de unos trillizos que venían en camino.

Cuando le llegó el turno a Joaquim, este nació dentro de su saco amniótico y luego pudo ser liberado. Pero lo que estaban a punto de ver después los dejó totalmente petrificados.

Este tipo de nacimientos se denominan “Caul” (dentro de una especie de casco)

Cuando llegó la hora en que saliera la siguiente bebé, resulta que salió también todavía dentro de su saco amniótico. Y aunque es un suceso muy extraño, no es peligroso, pero no deja de ser muy inusual que suceda.

El saco amniótico cumple la función de envolver al bebé en el útero asegurando una capa protectora en el vientre materno, sirve de sostén mientras crece y se desarrolla el bebé al interior de la madre. Y también es la vía necesaria para que reciba el alimento que requiere. Pero cuando todos sus órganos ya están maduros y ya no necesitan más de la madre dentro del vientre, el bebé se libera del saco. ¡Así de sabia es la naturaleza!

Sin embargo, la ciencia no cuenta con que algunos bebés pueden ser un poco más caprichosos de lo que nos imaginamos y tienen su ritmo y su hora, y a lo mejor sus horas de sueño. Y ante eso no hay nada que se pueda hacer.

Es lo que sucedió con la hermanita de Joaquim, Adeline, en el momento de salir del vientre de su madre. Llegó al mundo dentro del saco amniótico, profundamente dormida y al parecer no había poder humano que la despertara.

Afortunadamente, hubo alguien que capturó en video el impresionante regalo de la naturaleza al ver cómo la pequeña Adeline permanecía imperturbable en su bolsa amniótica.

“¡Ayer nacieron los trillizos! Y Joaquim nació velado (cuando las aguas y el saco no se rompen). Estábamos encantados. Pero luego vino Adeline… también nació en la bolsa y nos dejó a todos admirándola mientras dormía. “Nos quedamos así durante siete minutos observando su comportamiento como si todavía estuviera dentro del vientre. Es la magia de la vida”, escribió el doctor al pie del video.

Los estudios indican que en estos casos el médico puede explotar las bolsas como si de un globo se tratase, sin que eso resulte peligroso. Sin embargo, es muy raro que eso pase.

En el video se puede ver cómo los médicos están atónitos con lo que están observando y se les parte el alma tener que despertar a Adeline.

En un momento dado, incluso se puede ver a la enfermera que le hace ligeras cosquillas en el trasero y en los pies de la pequeña para ver si así decide dejar su siesta para más tarde.

Aunque no se puede ver el momento final en que finalmente explotan su bolsa, se dio a conocer que finalmente los 3 bebés nacieron sanos y salvos, y 2 de ellos nacieron dentro de su saco amniótico. ¡Es insólito!

Las enfermeras tuvieron toda la paciencia del mundo y esperaron hasta que finalmente Adeline abriera sus ojitos

Instagram / Dr. Rodrigo Da Rosa

La medicina revela que 1 de cada 80.000 nacimientos son de este tipo y en su mayoría los bebés nacen prematuros. Y, aunque pareciera lo contrario, los médicos dicen que nacer dentro de la bolsa es mejor para ellos porque al ser tan pequeñitos así se protegen de las contracciones del vientre de la madre. ¡La naturaleza es impresionante!

No te pierdas este milagroso momento. ¡Son los regalos de la naturaleza!

Em bé chào đời vẫn nằm ngủ ngon lành trong túi ối, các bác sĩ phải "gọi" mãi mới dậy

Đoạn video được đăng trên trang cá nhân của bác sĩ Rodrigo da Rosa Filho ghi lại khoảnh khắc bé đã chào đời nhưng không vỡ ối như bình thường mà vẫn nằm trọn vẹn trong túi ối có thể nói là sự kì diệu và hiếm thấy trong y khoa.Video cho thấy bé vẫn ngủ ngon lành chẳng khác gì khi còn trong bụng mẹ mặc cho các bác sĩ xoa lưng, gãi chân gãi tai bé ngay bên ngoài màng ối để đánh thức.Thật đáng yêu các mẹ nhỉ!

Publicada por Hello Bacsi en Miércoles, 19 de septiembre de 2018

Comparte este imperdible momento con todos tus amigos y celebremos el don de la vida.