Usualmente nos topamos en las redes sociales con ‘bromas’ o ‘retos’ bastante absurdos que ponen en riesgo la vida de los practicantes y sin duda dejan en evidencia cuánto peligro están dispuestos a correr para tener más seguidores.

Esta vez sucedió en Japón, un joven con un canal de YouTube se grabó mientras usaba un cepillo de dientes atado a un arma de fuego. ¿La razón? Según él, su cepillo eléctrico no parecía ser funcional y decidió que una mejor forma era colocar un cepillo dental común con una pistola automática.

El joven empezó su video colocándole dentífrico a su cepillo dental, cargó la pistola automática, colocó el cepillo como si fuera a cepillarse normalmente y accionó el arma.

Después de que accionara el arma, el cepillo golpeó brutalmente su boca, pero eso no lo detuvo y siguió con la inusual forma de cepillarse los dientes por varios segundos más, en el vídeo la reacción del youtuber expresa mucho dolor y realmente este tipo de hechos asusta a los especialistas de la salud, sobre todo, a la sociedad de salud dental.

El joven, a pesar de la incomodad por el dolor y por la destreza que se debe tener al cepillarse los dientes con una pistola, decía que era efectiva esa manera de mantener la higiene bucal.

Los dentistas y los odontólogos temen que ese comportamiento imprudente que atenta a la salud de los dientes provocando un daño permanente se repita y se convierta en tendencia.

De hecho, el vocero de la Asociación Dental de Australia advirtió sobre los peligros que se corren las personas al cepillarse los dientes de esa forma y consideró tal práctica como un comportamiento inapropiado.

Este es un comportamiento imprudente y podría provocar daños graves en los dientes, las encías y el paladar que pueden ser permanentes”, declaró el vocero australiano.

El usuario que publicó el vídeo se le conoce como “tokioFN” y a pesar que desde el 2014 no tiene actividad en su canal, YouTube decidió desmontar sus vídeos bastantes peligrosos para evitar que otras personas sean influenciadas por él. 

Sin embargo, el chico japonés tiene a más de 4.500 suscriptores que visitan su canal para tratar de conseguir otros peligrosos desafíos sin sentido.

Mientras tanto, otros youtubers han hecho videos reaccionando a la forma de cepillarse del joven y muchos han llegado a la conclusión: “es el chico más tonto del internet”.

Si te da curiosidad ver lo que hacía el chico puedes ver el vídeo a continuación:

Obviamente este artefacto ‘innovador’ no será avalado por ninguna entidad odontológica y por fortuna nunca estará en las estanterías de nuestro supermercado.

¡Comparte esta noticia y no repitas esto en casa!