El síndrome de Polonia, es un trastorno congénito que afecta el desarrollo parcial o total del músculo pectoral ocasionando anormalidades en una de las manos del paciente. Esta alteración afecta a 1 de cada 20 mil recién nacidos y se desconoce por completo su causa. Sin embargo, una pequeña valiente afectada por el síndrome de Polonia, nos da a conocer su historia de la mejor manera.

Yong y Greg Dowson, son un matrimonio residenciado en Las Vegas, Estados Unidos, quienes cuentan con dos hermosos hijos, Zach, el hijo mayor, y Hailey, su hija menor de 8 años, la cual fue diagnosticada con un síndrome muy raro.

Pero el trastorno no la ha cohibido de cumplir sus sueños, en cambio, hoy en día se encuentra realizando una gira por grandes estadios con el objetivo de que la gente conozca más sobre su enfermedad.

Cuando Yong tenía pocos meses de embarazo, se enteró que su hija tenía problemas anatómicos mediante un ultrasonido, pero Hailey no fue diagnosticada del Síndrome de Polonia sino una semana después de su nacimiento.

De bebé, ella siempre intentaba sostener las cosas con su mano derecha pero al percatarse que no podía, terminaba utilizando su mano izquierda. A pesar de las circunstancias, esta pequeña princesita no se ha dejado vencer por su malformación, y gracias al apoyo de cada uno de sus familiares ha vivido una vida normal.

“Recientemente ha aprendido a amarrarse los cordones de los zapatos, sabemos que es una habilidad que a un niño promedio le tomaría poco tiempo pero nos sentimos orgullosos de ella”, comentó Yong.

Hace cinco años, la madre de Hailey escuchó sobre un invento, la mano robótica, y desde ese momento investigó todo al respecto, era una gran solución para su hija de 8 años. Yong contactó al equipo de ingeniería de la Universidad de Nevada y al recibir una respuesta afirmativa, se pusieron manos a la obra.

“Le envié un correo electrónico a la universidad pensando que ellos serÍan los mejores para relacionarse con ella. Fue una alegría cuando me dijeron que sí”, expresó la señora Dowson.

Los estudiantes de ingeniería, dispuestos a ayudar a la familia Dowson, crearon una mano plástica con una impresora 3D, después la escanearon con laser donde obtuvieron las mediciones exactas para crear el molde de la prótesis.

Los movimientos de la mano robótica son manejados por los impulsos de la muñeca que controlan los dedos de Hailey.

El trabajo sigue en proceso, hasta los momentos están trabajando en el funcionamiento realista del pulgar. Cada cierta cantidad de meses, la señora Dowson se reúne con todo el equipo para ajustar el brazo a medida que Hailey crece. A pesar de contar con su mano robótica, la pequeña en algunas ocasiones no suele usarla, ya que en ella ha desarrollado una confianza que la anima a hacer cualquier tipo de actividad por sí misma.

Siendo una familia fanática del béisbol y dispuestos a dar a conocer la grandiosa historia de su hija, la familia Dowson tuvo la idea de crear conciencia sobre el Síndrome de Polonia. Así que crearon una campaña donde Hailey ha tenido la gran oportunidad de realizar los primeros lanzamientos en los partidos de 30 equipos pertenecientes a la Liga Mayor de Béisbol Estadounidense, MLB.

Con la ayuda de su padre, un gran lanzador y jugador de primera base, junto a su hermano mayor, otro jugador de béisbol, estuvieron practicando para los grandes momentos que Hailey estaría a punto de vivir. Los estudiantes a cargo de su prótesis, le brindaron una mano ideal para cada uno de los partidos donde realizaría sus lanzamientos.

La campaña ha sido todo un éxito, la familia ha progresado creando conciencia sobre el síndrome y la pequeña valiente ha tenido la oportunidad de conocer 30 estadios en distintos estados del país, diferentes jugadores profesionales y hasta al cantante Ricky Martin.

“Conocimos a dos niños con el síndrome, uno de Milwaukee y otro en Texas, el niño de Texas se comunicó con nosotros al escuchar la historia de Hailey, me preguntaron qué debían hacer y yo les dije que probaran con el departamento de ingeniería de su ciudad, en ese momento nos dimos cuenta que solo debemos preguntar”, comentó la mamá de Hailey.

Yong Dowson

A través de la cuenta de Facebook de NowThis Español, se dieron a conocer imágenes de la maravillosa historia de Hailey con su mano robótica. Puedes verlas a continuación:

Esta niña de 8 años está lanzando en todos los estadios de las Mayores

Con solo 8 años y una mano robótica impresa en 3D, Hailey ya lanzó la primera bola en 25 estadios de béisbol de la MLB

Publicada por NowThis Español en Martes, 14 de agosto de 2018

Esta valiente niña con su mano robótica nos ha demostrado que no hay impedimentos para hacer lo que quieras, el impedimento te lo pones tú.

¡Comparte la conmovedora e inspiradora historia de Hailey con tus amigos!