Tras la masacre de Las Vegas del pasado 01 de octubre han surgido muchas historias esperanzadoras que en medio del dolor de la tragedia hacen recuperar la fe en la humanidad.

Hay una imagen que le ha dado la vuelta al mundo, fue tomada durante el tiroteo que duró aproximadamente diez minutos y acabó con la vida de 59 personas, hiriendo a más de 500.

En la foto se aprecia cómo un hombre protege el cuerpo de una mujer en el suelo ante el terror y el pánico que se vivía en el lugar donde todos luchaban por sobrevivir a la violencia desmedida del hombre de 64 años que abrió fuego desde la ventana de su habitación.

Pero detrás de la imagen hay historia por conocer, el protagonista de la icónica foto se llama Matthew Cobos, es un joven soldado de Estados Unidos que se lanzó al lugar para ayudar a las víctimas del atentado que trataban de buscar un refugio seguro. Puedes visitar su perfil de Facebook aquí.

El joven protegió a la mujer en el suelo con su propio cuerpo y le cubrió los ojos para que no viera las crudas imágenes de la masacre.

Cuando la trasladó a un lugar seguro, regresó para seguir ayudando a los heridos.

Poco después que se tomó la foto, los dos se refugiaron debajo de un automóvil, pero él sabía que debía regresar para brindar primeros auxilios a los heridos.

Según información suministrada por los testigos, el soldado usó su cinturón como torniquete para detener la hemorragia que presentaban algunas víctimas.

Matthew vive en Hawai, es explorador de caballería en el Ejército de Estados Unidos, se reunió recientemente con sus familiares en California y les contó que cuando corría en el lugar de la tragedia podía escuchar cómo las balas se estrellaban contra el piso frente a sus ojos.

Daily Mail

Fue un momento aterrador, todos clamamos la paz del mundo anhelando que finalmente cesen los hechos de violencia que cobran tantas vidas inocentes.

Compartamos nuestra admiración por Matthew y todos los héroes que arriesgaron su vida para ayudar a las víctimas.