El caso de “La Manada” en Pamplona es uno de los más mediáticos de los últimos tiempos. El rechazo de la sentencia dictada por parte del juez no deja de crecer y miles de personas manifiestan su descontento ante el sistema judicial.

A pesar de que lo sucedido ha dado la vuelta al mundo, hasta el momento el rostro de la víctima se había mantenido en el anonimato, pero no ha sucedido lo mismo con sus derechos ni con el secreto de la investigación. Parece que se han filtrado sus datos personales en Internet y se sabe su nombre, dónde estudia e incluso donde vive.

Los agentes policiales están investigando la publicación de los datos personales de la víctima de “La Manada”Los miembros de la Unidad de Ciberdelincuencia están analizando si se publicó su identidad en dos foros muy populares en España donde habrían aparecido fotos de ella además de su nombre y apellidos.

En caso de confirmarlo, los responsables habrían incurrido en un delito. Presuntamente expusieron el DNI y otros datos privados de la joven.

“En la Red y en el mundo real, NO todo vale”, dijo la Policía Nacional a través de un mensaje publicado en una red social usando la etiqueta: #respeto.

Diversos medios digitales han publicado que durante la madrugada del pasado miércoles se filtraron los datos en dos foros españoles, específicamente en Forocoches y en Burbuja.info. Se pudo conocer que publicaron imágenes extraídas supuestamente de vídeos compartidos en YouTube.

Muchas organizaciones feministas se han pronunciado al respecto, una de ellas, Lunes Lilas, condenó la irresponsabilidad de quienes difundieron información de la víctima de la violación múltiple.

Denunciaron que se publicaron imágenes de la víctima de “La Manada”, así como la universidad en la que estudia, la carrera y en qué barrio vive. Todas coinciden en exigir a los medios que eliminen la información de las páginas y pidan disculpas por divulgar datos íntimos y confidenciales de la joven.

Asimismo, instan a los colegios profesionales de periodistas del estado y de Madrid a estudiar y verificar las informaciones publicadas y sancionar al medio de comunicación que no respete principios éticos del ejercicio de la profesión como el incumplimiento de la prohibición de publicación de datos privados.

Muchos publican los rostros de los agresores para reiterar su repulsa a todo lo sucedido y a la falta de respeto por la chica.

LV

¿Qué opinas de este caso? Comparte la noticia en tus redes.