El ser humano es impulsivo, actúa y luego piensa, y al final se arrepiente… qué triste quien cree que los perros son violentos cuando es el hombre quien comete actos tan crueles contra estos seres inocentes.

Ni imaginar el dolor que ha tenido que soportar Neo que junto a otro perro llamado Santos, fue atacado brutalmente con un hacha por su dueño Peter Hillin, de 47 años, en un impactante incidente en Ashbury Road, Huyton, ocurrido en diciembre del año pasado.

Afectado además por la abrupta separación de la única persona que ha conocido y en la que confiaba, tras la agresión ambos canes tuvieron que permanecer 6 meses en la perrera de la policía antes de pasar a manos de la organización de rescate Freshfields Animal Rescue, en Ince Blundell, para finalizar su rehabilitación y poder encontrar una nueva familia.

Dawn Hurst, de  Freshfields Animal Rescue dijo: “La policía nos contactó para pedir ayuda, ya que los perros estaban en condiciones de ser reintegrados. Nos alegramos de responder al llamado”.

“Poco a poco hemos ido conociendo a Neo y Santos, mostrándoles la gentileza y la compasión que necesitan. Están bien a pesar de su terrible experiencia, son perros muy amistosos, están felices y tienen una gran personalidad”

“No podemos comprender por qué alguien infligiría un acto tan deliberado de maltrato contra estos indefensos animales”.

A pesar de todo lo que ha tenido que vivir, Neo es un chico dulce y amistoso que solo necesita tiempo después de sufrir este trauma. Seguramente este precioso can encontrará una persona que pueda entregarle el amor que no ha recibido y ayudarlo a olvidar esta lamentable experiencia; seguramente el afortunado humano que adopte a Neo va a tener un devoto compañero.

Neo, el Staffordshire Bull Terrier, que fue capturado por Freshfields Animal Rescue después de un ataque de hacha 

Freshfields Animal Rescue

La terrible historia empieza cuando los vecinos horrorizados llaman a la policía después de ver que Neo quedó cubierto de sangre por cortes en la cabeza y hombro.

La policía llegó a la escena e inmediatamente comenzó a prestar los primeros auxilios a Neo, que tenía graves laceraciones en la espalda y en la cabeza, y procedió a arrestar a Peter.

“Varios vecinos se han involucrado en esto y una señora dijo que cuando salió de su casa vio sangre en las manos de este acusado y vio a un perro herido”.

Su dueño afirmó que solo usó el mango de la temible arma para golpear a Neo cuando este atacó a su otro perro, Santos.

Sin embargo, un veterinario que trató las horribles heridas de Neo afirmó que sus heridas eran consistentes con tres o cuatro golpes provocados con el extremo afilado del hacha. Ameritó una cirugía para reparar una laceración profunda de 4 cm en la cabeza y otra laceración profunda de 4-5 cm en el hombro derecho.

En la corte, Jane Stacey, de la parte acusadora, dijo: “Los informes de la policía describieron que había un hombre en esa carretera golpeando a un perro con un hacha”.

El Tribunal de Magistrados de Liverpool determinó que el relato de Peter sobre la forma en que se causaron las heridas era “inconsistente” y lo condenó basándose en que había utilizado el extremo afilado del hacha declarando al acusado culpable de causar sufrimiento innecesario a un animal protegido.

Recibió 20 semanas de prisión, fue suspendido por dos años y se le ordenó completar 200 horas de trabajo no remunerado, además de una multa y prohibición de tener animales durante 10 años.

Peter Hillin saliendo de Liverpool Magistrates Court en Derby Square, Liverpool.

Keith Webster, de la defensa, dijo que su cliente aceptó la decisión de la corte después de su juicio y añadió:

“Está claro que Peter no se despertó esa mañana y decidió lesionar a sus perros, lo que claramente sucedió es que un perro atacó al otro, así es como comenzó este incidente. Ama a sus perros más que a las personas”.

Liverpoolecho

Comparte en nombre de estos canes cuyo destino es encontrar el verdadero amor que ya comenzaron a recibir en su nueva oportunidad de vida.