Las redes sociales se inundan día a día de acontecimientos atroces que nos paralizan el alma, especialmente cuando las víctimas son niños inocentes, que pagan con su vida o con su dignidad los crímenes de desalmados, que avergüenzan a la humanidad.

Este caso no es menos triste, pero hay una gran luz de esperanza, porque se trata de una grave situación en la que una niña fue víctima de violación, pero inmediatamente se levantó una ola de solidaridad impresionante, que si bien no puede remediar el gran daño que le han hecho, por lo menos puede aliviar todas las necesidades por las que está pasando la pequeña.

A la niña la llaman “Princesa”, y es una pequeña de siete años que fue brutalmente violada en el Chaco, una provincia argentina.

Vive con su papá y sus cuatro hermanitos en una zona rural, en las más terribles condiciones que ponen en grave riesgo su salud y su integridad. Producto del brutal ultraje al que fue sometida, además de tener que reconstruir sus genitales, le tuvieron que hacer la delicada intervención de la colostomía.

Y ahora su caso es el tema de los que todos hablan en las redes en Argentina.

Hace poco más de dos años, la mamá de Princesa abandonó el hogar y los pequeños se quedaron a cuidado de su padre. Pero más adelante, la mujer regresó por sus hijos y se los llevó a vivir con su nueva pareja.

Pero una noche, en la que su madre había salido, un amigo de la familia le ofreció a Princesa llevarla en moto a disfrutar del Carnaval junto a su madre, a lo que la pequeña accedió. Desgraciadamente fue vilmente engañada y la violó en un basurero, para después dejarla tirada en su casa, donde permaneció desangrándose por horas.

El tratamiento médico para su recuperación fue muy complicado y fue necesario colocarle una bolsita para que pudiera defecar (colostomía). También está en proceso una reconstrucción de su ano y su vagina.

Diariamente la pequeña necesita recibir unas curaciones dolorosas, hechas por una enfermera.

En relación a la tutela de los pequeños, como es justo, fueron restituidos a su padre, y la madre tiene ahora prohibición de acercamiento.

Después, la pequeña tuvo que ser sometida a la prueba más dura de todas, la de reconocer a su violador, y tras enfrentarse a una Cámara Gesell, lo reconoció y ahora el desalmado está detenido.

Princesa mejora cada día, pero la brutal agresión a la que fue expuesta, le dejó grandes secuelas psicológicas, por lo que tiene pesadillas frecuentes, está constantemente nerviosa y tiene grandes dificultades en el aprendizaje.

Aunque ya inició una terapia física y psicológica, todavía tiene un largo camino que recorrer.

Las condiciones económicas del núcleo familiar son deficientes y viven en una miseria absoluta. Por lo que hace poco tiempo, una cooperativa empezó a construir una vivienda para que pueda ser trasladada la pequeña a vivir en condiciones de salubridad adecuadas; sin embargo, la obra avanza lento, y mientras tanto las necesidades abundan.

Por su parte, el padre no puede darse el lujo de trabajar por muchas horas, porque no puede descuidar a sus hijos.

Ante esta situación tan desoladora, las redes no tardaron en solidarizarse. Y rápidamente una campaña fue levantada en Twitter con el hashtag #AyudandoaPrincesa.

El usuario César Barnes difundió la campaña promovida por @SalvinaMusica, en la que convocaban a colaborar con la pequeña.

Establecieron una lista de necesidades prioritarias, pero también invitan a hacer donaciones en dinero. Dentro de los insumos que encabeza la lista de peticiones, se encuentra: ropa y calzado, cocina, nevera, aires acondicionados, mesa, silla, alacena, lavadora, colchones, roperos, ropa de cama, estufa, vajilla, artefactos de iluminación, entre otros enseres básicos.

Además, y sobre todo, piden una cortadora de pasto para que el papá pueda trabajar.

Una vez que se haya recaudado todo lo solicitado, el 16 de febrero llevarán todo directamente al Chaco, al hogar de la niña.

Otra forma de ayudar es a través de Mercado Libre, la información necesaria para realizar las donaciones se puede ver aquí. Y también se puede enviar directamente a Resistencia a la siguiente dirección:

Sra. Nora Alonso, ECHEVERRIA N 352 piso 10.Dpto.”c” torre B. Cod.postal 3.500 RESISTENCIA-Chaco.

Twitter / Salvinamusica / César Barnes

La respuesta ha sido unánime y muchas cosas se han conseguido, pero quedan muchas más por obtener. Y sobre todo, un largo camino por el que la pequeña tendrá que continuar en su lucha por recuperarse del trauma psicológico, que le marcará de por vida.

Esperemos que entre todos podamos conseguir la meta. Levantemos la voz para que ya cesen los abusos como estos. Compartir esta noticia es una muestra de que tú también estás #AyudandoaPrincesa.