Una niña “borracha”, de apenas 3 años de edad, se ve obligada a beber cerveza y “fumar cannabis” por sus padres adolescentes que ahora enfrentan un juicio.

El video impactante muestra a una niña pequeña siendo persuadida a fumar cigarrillos y beber cerveza por sus padres adolescentes, mientras se ve cómo ella trata desesperadamente por mantenerse despierta.

Los padres de 17 y 18 años de edad fueron detenidos en su casa en Formosa, en el centro-norte de Argentina, después de que el video fuera compartido en medios sociales, convirtiéndose en viral al instante.

Según ambos padres, el video fue hecho como una broma y afirmaron que realmente no habían dado a la niña alcohol o cigarrillos.

Sin embargo, las imágenes muestran que la niña se balancea, al parecer intoxicada, y el video termina con la pequeña casi cayendo, a punto de desmayarse, antes de que su madre se apresure a cogerla.

El personal de la Brigada de Investigación de la Policía, la Secretaría del Ministerio de la Infancia y las autoridades de la Fiscalía Juvenil intervinieron y decidieron llevarse a la niña fuera del alcance de los padres inconcientes.

A la pequeña se la puede observar oscilando y luchando para mantenerse erguida, pero se ve cómo a pesar de verla así, los supuestos padres, entre ellos un menor de edad, insisten en agitar la botella de cerveza delante de su cara.

Después de un intento fallido para que ella tomara un trago de cerveza de la botella, se muestra la mano de un hombre tratando de conseguir que la niña fume un poco del cigarrillo encendido.

La niña está ahora bajo el cuidado temporal de su abuela.

Su madre tendría derecho a ser juzgada dentro del sistema de justicia juvenil ya que, a los 17 años, sigue siendo menor de edad.

Los internautas se apresuraron a expresar su disgusto, así lo expresó “Gaby Gómez”:

“¡Se merecen lo peor! Pobre princesa. No merecen ser padres. Ese pequeño ángel”.

Por su parte, Natalia Sosa añadió:

“¿Padres? No son padres, todos pueden tener hijos, pero eso no los convierte en padres”.

La madre, de 17 años, fue alojada en un hogar de Menores, mientras que la menor fue derivada a la Casa Cuna.

Daily Mail

Los hechos se conocieron cuando se viralizó en las redes sociales el video que fue grabado hace un mes. Lo aberrante de la filmación motivó la intervención de las autoridades, que fueron hasta una precaria vivienda del barrio El Porvenir de la capital formoseña.

La adolescente también es madre de otros dos niños (uno de un año y tres meses y el otro, de apenas tres meses que están con sus respectivos padres). El caso quedó en manos del Juzgado de Menores de la justicia provincial.

Aquí puedes ver el detalle del suceso:

Parece increíble que unos padres, por más menores de edad que sean, no adviertan la gravedad del daño que le pudieron haber causado a su pequeña. Esperamos que se haga justicia, y que los otros hijos de la adolescente no corran igual suerte.

Comparte esta impresionante noticia con tus amigos.