Perder a un hijo significa un dolor muy grande que marca la vida para siempre. Los padres de Peggy June Jarvis, una bebé de cinco semanas, vivieron la desgarradora experiencia de encontrarla sin vida en la mañana del 26 de diciembre en la casa familiar en Cleveland, North Yorkshire.

La trágica noticia de la muerte de esta pequeña enlutó a todos sus seres queridos con la más profunda tristeza de una despedida inesperada de quien apenas comenzaba a vivir.

Lee Ivo y Kirstie amigos de la familia, después de enterarse del fallecimiento de Peggy, decidieron crear una página de GoFundMe para ayudar a sus devastados padres Paul y Sarah.

Vamos a recaudar fondos para realizar la mejor despedida a nuestra encantadora Peggy June Jarvis. Cada donación cuenta, no importa si es poco o mucho”.

Las manifestaciones de solidaridad no se hicieron esperar. La página se desbordó en emotivos mensajes dedicados a los padres y a la pequeña que por motivos desconocidos alzó su vuelo a cielo.

Inicialmente los familiares tenían como objetivo recaudar 1.120 euros, pero gracias a la generosidad de amigos, familiares y extraños lograron recaudar aproximadamente 7.800 euros.

El padre de Peggy escribió en la página que estaba profundamente agradecido por la bondad que había recibido de parte de todos quienes de una u otra manera habían colaborado con ellos en esta situación tan difícil a causa de la desafortunada muerte de su pequeña.

Gracias a todos y cada uno de ustedes. Sé lo difícil que resulta en esta época del año hacer un donativo para aliviar el gran peso sobre mis hombros y el de Sarah.”

Este padre informó también que todo el dinero sobrante sería donado al servicio de ambulancia y James Cook por el gran apoyo que habían recibido de parte de ellos.

Todos los comentarios fueron muy emotivos y de apoyo a la familia, especialmente a los padres. John Everington, tío de la pequeña, expresó su más profundo dolor.

Pensando en ti, Peggy June vuela alto pequeño ángel. Nuestros pensamientos están con ustedes. Amor de tía shirley y tío John.”

Sarah Horne escribió que tenía una niña de dos semanas y confesó que no podía imaginar el dolor que estaban sintiendo.

Jemma Roberts expresó su sentimiento de consuelo porque lamentablemente también había perdido a su hija pequeña en diciembre de 2016 cuando apenas tenía 3 meses y 4 días.

The Sun

Lee Ivo y Kirstie, creadores de la página comentaron que la muerte de la pequeña realmente ha sido un shock para todos. Añadieron que tienen un bebé de siete meses y pasar por esta situación es un dolor inimaginable. Es una verdadera tragedia.

Gazette Live declaró que espera que los médicos forenses del Teesside Coroner Service realicen una investigación para determinar cuál fue la verdadera causa de la repentina muerte de Peggy.

Es una experiencia que no se le desea a nadie, realmente es un dolor devastador. Comparte las condolencias a la familia. Vuela muy alto hermoso ángel del cielo.