Lamentablemente, la red está plagada de casos de crueldad animal que nos indignan. Pero hay hechos que definitivamente nos destrozan el corazón y nos hacen cuestionarnos sobre la humanidad.

Es el acto de crueldad absoluta con el que los dueños de un perro en Argentina todavía se llenan de indignación, tras encontrar a su mascota llamada Nerón con un cuchillo incrustado en su cadera.

El hecho sucedió en la calle Buenos Aires, en el barrio Mitre de la ciudad de Salta, en Argentina.

Nerón fue encontrado en el patio con el arma punzante clavada hasta el fondo de su cadera.

Los hechos se dieron este lunes, ante el impacto de los vecinos que nunca antes habían presenciado un maltrato de esas dimensiones.

El perro mestizo de 2 años quedó terriblemente herido a causa del ataque, y algunos vecinos alertaron a la policía local y a los medios sobre el cruel ataque mientras sus dueños llevaron de inmediato a Nerón a que fuera atendido de emergencia.

La imagen del pobre Nerón acuchillado fue difundida rápidamente por las redes sociales

Una ola de ira e indignación se desató principalmente entre los moradores del lugar que se preguntaban qué más se puede esperar de unos desalmados así.

El arma utilizada fue un cuchillo de los denominados “sierrita”, que en un principio no debería haberle causado tanto daño, pero se presume que la violencia y la fuerza del agresor hicieron que quede completamente clavada en su lomo.

El cuchillo fue retenido por los oficiales de la policía, quienes ahora junto al apoyo de organizaciones animalistas y de los vecinos, están tratando de dar con el responsable de esta atrocidad.

“Cuando nos levantamos nos dimos cuenta de que nuestro perro tenía un cuchillo clavado y que casi no se podía mover. No podíamos creer lo que estábamos viendo”, dijo Susana Ontiveros, la dueña de Nerón.

Susana dijo que mientras lo trasladaban al animal se le «iba saliendo de a poco el cuchillo».

“Fue algo terrible, yo no paraba de llorar porque el perro estaba sufriendo y no podía creer cómo alguien puede tener tanta maldad con un perro para hacerle semejante cosa”, agregó.


Un policía le tuvo que terminar de sacarle el cuchillo al animal, y afortunadamente ningún órgano vital había sido afectado.

Sus dueños no paran de dar gracias a toda la comunidad que hizo eco de la denuncia y a los veterinarios que atendieron a Nerón inmediatamente, salvándole la vida. Ahora se recupera favorablemente.

El Tribuno

“Quiero agradecer a los policías que me acompañaron en todo momento y a la veterinaria que no nos cobró nada”, remarcó la vecina.

Susana no entiende por qué le harían una maldad así a Nerón, ya que es un perro muy amigable, y nunca ha atacado a nadie. Piensan que en un intento por robarles la casa, lo atacaron y se marcharon sin más sin completar su fechoría. ¡Es atroz!

El Código Penal argentino establece que será reprimido con prisión de quince días a un año, el que infligiere malos tratos o hiciere víctima de actos de crueldad a los animales, considerándose como tal cualquier amenaza a su integridad, seguridad y su salud, o que se los exponga a sufrimientos innecesarios en actos públicos o para entretenimiento del ser humano.

No es justo que un perro inofensivo haya sufrido tanto a causa de unos desalmados. Levantemos la voz y compartamos esta noticia para que puedan dar con los culpables. ¡Deben pagar por esta crueldad!