Las personas tenemos la habilidad de pensar y razonar sobre los riesgos y peligros que estamos enfrentando, pero muchos optan por desafiar cualquier pronóstico negativo e ignorarlo por completo arriesgando su vida para complacer sus aventuras.

Muchos son los programas de televisión o los retos en las redes sociales que se basan en personas haciendo locuras, locuras que vulneran la integridad de cada uno de ellos, tales hazañas generalmente se convierten en los vídeos favoritos de las redes sociales y rápidamente se hacen virales.

Una chica que se dedica a hacer este tipo de retos, como caminar sobre vidrios rotos o romper latas de cervezas con sus senos y beberlas, también aceptó un reto bastante peligroso, besar a un enorme cocodrilo.

Como si se tratara de un cuento de princesa, pero en vez de un sapo, Rachel Withers, besaría a un cocodrilo de más de 81 años que sobrepasa los 4 metros de longitud.

Los cocodrilos son una especie de cuidado porque su mordida es una de las más fuertes y mortíferas del reino animal debido a que su mandíbula es muy fuerte y sus dientes muy filosos pudiendo destrozar y devorar lo que entre en su boca.

Withers viajó con mucha seguridad en sí misma hasta Rock Hill, Carolina del Sur, donde vive Big Al, el cocodrilo más grande en todo el territorio de los Estados Unidos. Al verlo, la mujer se intimidó, pero estaba decidida a cumplir su reto.

La mujer ya estaba algo temerosa; sin embargo, no dejó que el miedo se apoderara de ella. Así que la chica de 31 años se puso de rodillas y colocó su boca en forma de pico esperando que el gran cocodrilo la besara.

Big Al se acercó lentamente a la chica que era custodiada por uno de los entrenadores de reptiles y le dio un pequeño beso. Finalmente se había cumplido la misión.

Daily Mail

El rápido beso se convirtió en un vídeo viral que muestra los tensos momentos previos. Puedes ver a continuación el vídeo:

El vídeo fue publicado en el canal oficial de Rachel, allí puedes ver otros alarmantes retos que ha hecho la chica para su público.

¿Besarías a un cocodrilo? ¿Sientes que la chica pasó los límites de lo racional?

Sin duda, Internet está repleto de estas personas que buscan fama o atención arriesgando su vida. Esperemos que Withers no pase nunca por una situación que realmente comprometa su integridad.

Coméntanos tu opinión y comparte la nota con tus amigos.