Stephanie Rodas, de 28 años, es una joven que ha luchado contra la anorexia por 16 largos años. En el transcurso de la enfermedad, ha atravesado episodios en los que ha bordeado la muerte, llegando a pesar escasas 24 kilos.

A pesar de que su familia la envió a innumerables clínicas y hospitales, ella siempre comía lo suficiente como para recibir el alta, pero volvía a recaer una y otra vez.

Ahora, siete meses después de una experiencia casi letal tras haber ingerido una sobredosis de analgésicos, Stephanie ha decidido aparecer en el programa de televisión The Doctors para someterse a una serie de pruebas cardíacas, análisis de sangre y ecografías para descubrir cómo la enfermedad ha paralizado su cuerpo.

En medio del programa, Stephanie ha estallado en lágrimas pidiendo ayuda a los expertos para recuperarse de la enfermedad, que ha sido la norma durante la mayor parte de su vida:

“Puedo consumir tan poco como 100 calorías por día … y eso significará que pasaré 10 horas haciendo ejercicio”, admite a las anfitrionas del programa, Nita Landry y la Dra. Sonia Batra.

Stephanie relató que durante su infancia tuvo sobrepeso, pero cuando llegó a su adolescencia, se convirtió en el objetivo del bullying más despiadado.

“Cuando tenía 13 años me sentí muy horrible. Tenía sobrepeso y los niños me decían cosas como “obesa” y todos en el comedor me tiraban comida “, dice.

Con el paso de los años, su familia, con la que siempre estuvo unida, comenzó a preocuparse por su cuerpo cada vez más delgado. A los 17, la enviaron a una clínica en Nueva Jersey. Pero en lugar de curarla, eso alimentó su adicción a la enfermedad.

“Me llevaron a un centro de tratamiento”. Recogí más consejos y trucos de las chicas de allí y comenzó un ciclo de estar dentro y fuera de los centros de tratamiento durante años “, dijo a Landry y Batra.

Finalmente, a la edad de 23 años, Stephanie trató de salir de la enfermedad. Intentó yoga, reuniéndose con nutricionistas y médicos holísticos. Pero ella no pudo hacerlo.

En febrero, su hermana Janete la encontró inconsciente en su departamento, después de haber tomado una cantidad no especificada de analgésicos. Fue llevada de urgencia a su hospital local, donde los médicos dijeron que no se veía bien.

“Durante aproximadamente tres días no sabíamos si ella se despertaría”, dijo Janete al programa.

Recordando la dura prueba en el programa, Stephanie lloró, pidiendo ayuda, diciendo:

“Tiene que haber una manera de sanar”.

La Dra. Landry, la obstetra/ginecóloga residente de The Doctors, le preguntó a Stephanie: “Quiero saber, cuando te miras al espejo, ¿qué ves?”

Stephanie llora: “No es la comida, no es la apariencia, es más acerca de cómo me siento y qué me trae eso. Nunca he podido sentir que puedo cerrar este tema y avanzar”.

“Entonces la imagen … creo que mientras más flaca estaba me sentía más segura, porque así reflejaba aún más cuán muerta ya me sentía por dentro”.

En el episodio The Doctors de este lunes, los televidentes verán cómo Stephanie se somete a un cúmulo de pruebas.

Primero, se hará una ecografía y un análisis de sangre con el gastroenterólogo, el Dr. Su Sachar, para evaluar su salud metabólica.

Daily Mail / The Doctors

Luego se someterá a un EKG (electrocardiograma) y un ecocardiograma con la cardióloga, la doctora Leonard Scuderi, para medir los comportamientos rítmicos de su corazón y verificar el estado de la estructura de su corazón.

Una historia desgarradora que iniciando en unos desórdenes alimenticios severos, alimentados por la tragedia de un bullying despiadado contra una adolescente, ha terminado en este bucle de padecimientos para una mujer, que a sus 28 años, se ve incapacitada de salir del infierno de la anorexia.

Esperamos que el equipo de médicos pueda ayudar a Stephanie a escapar de este túnel sin salida, que la ha mantenido presa por 16 años. ¡Ella merece sanarse! Comparte esta noticia con tus amigos.