Generalmente cuando una persona está en esa etapa entre la adolescencia y la adultez, no suele pensar en tener un grado de estabilidad, ni tiene preocupación por lo que ocurra el día de mañana, adquiere más importancia la diversión del momento.

Además, durante esos años generalmente los jóvenes no desean ningún tipo de responsabilidad, lo que puede llegar a terminar en un terrible desastre en caso de tomar una mala decisión, y eso fue justo lo que le sucedió a Tommy Connelly, un joven de tan solo 23 años de edad que vive en La Costa del Sol de Australia.

Algunos dicen que esta etapa es “para cometer errores”, pero algunas decisiones pueden afectar toda una vida

Durante un día normal en el año 2015, Tommy recibió una solicitud de amistad en Facebook que, al aceptarla, jamás pensó que le cambiaría la vida por completo.

Esta solicitud era de su prima adolescente, quien había logrado hacer contacto con él por Facebook, y a pesar de que no se habían visto durante muchísimo tiempo, Tommy aceptó su solicitud de amistad sin pensarlo dos veces.

En ese entonces ella sólo tenía sólo 17 años, y además de haber tenido problemas con drogas, también había quedado embarazada, por lo que decidió contactar a Tommy para pedirle ayuda.

A pesar de haber perdido el contacto, Tommy adoraba a su prima

Al hablar con él le hizo saber que era vigilada constantemente por autoridades del estado, quienes habían tomado la decisión de colocar a su bebé en adopción una vez naciera.

A saber esto, Tommy se dirigió al refugio donde ella se encontraba, tomando la decisión de llevarla a casa con él. Con los días esto se convirtió en algo difícil de sobrellevar, pues Tommy no tenía muchos ingresos como para lidiar con un embarazo.

Aunque su madre no estaba de acuerdo, no pudo hacer nada para evitarlo

A pesar de esto, Tommy decidió hacerse cargo de su prima tal y como si fuera su propia hija, pues no deseaba que volviera a las calles bajo ninguna circunstancia, ni que fuera separada de su hijo por nacer.

De esta manera y sin titubeo alguno, la recibió a ella y a su futuro bebé en su casa, consiente de que esto podría tener fuertes consecuencias en caso de que algo acabara mal, pero no consideró dejar de ayudarla en ningún momento.

El bebé nació pero todos estaban muy preocupados por su salud

El bebé, llamado Joshua, nació el 17 de marzo de 2015 completamente saludable, y aunque todo parecía en su contra, la valentía de Tommy hizo que varias personas decidieran apoyarlo económicamente para ayudarlos a iniciar una nueva vida.

Tommy estaba orgulloso de sí mismo por haber luchado tanto por el bienestar de ellos

Actualmente Tommy vive muy ocupado, pues además de hacerse cargo de su prima, también estudia y trabaja sin ningún descanso para poder ofrecerles una mayor comodidad.

wetpaintlife

Ciertamente este es uno de miles de casos semejantes, que nos demuestraque cuando alguien necesita ayuda, siempre habrá alguien dispuesto a sacrificarse para darle una mano amiga.

La historia de Tommy es inspiradora, se convirtió en “padre y abuelo” al mismo tiempo para ayudar a su familia. ¡Compártela!