La caza es una de las actividades más perjudiciales para los animales, sobre todo para las especies silvestres. Esto sucede con la intención de obtener recursos de los animales tanto su carne o pelaje, pero también se ha convertido en un cruel acto para los coleccionistas y practicantes de la caza furtiva que matan solo para tener un trofeo en su pared.

Tal actividad ha generado el repudio del mundo entero, pero además en los habitantes de Oregón, en los Estados Unidos, cuando un soldado del estado descubrió un caso bastante raro e inusual a finales de abril. El oficial descubrió a dos venados con flechas incrustadas que sobresalían de sus cuerpos.

Uno de ellos tenía la flecha atravesando la cabeza, y el otro ejemplar tenía una atravesando su cuerpo a la altura del cuello. Lo más sorprendente es que los animales se encontraban vivos y actuando de manera normal. Aparentemente las lesiones provocadas por las flechas no comprometieron la vida de los venados. Los hechos se registraron exactamente en Shady Cove, una localidad del condado de Jackson.

“No he oído hablar de una situación como esta en el pasado, por lo que esto es muy raro e inusual”, dijo Kaito Raiser, sargento de la policía estatal de Oregón, mientras trataban de ubicar a ambos animales para brindarles atención médica.

Raiser también informó sobre la posibilidad de que existiera un tercer venado con una flecha incrustada, y por esa razón el despliegue policial ha sido extenso pero muy precavido, porque los agentes deben tratar de tener una distancia de más de 30 metros con los animales para que estos no se asusten.

Ahora la policía se muestra realmente preocupada por los autores del hecho, y están ofreciendo una recompensa de 2 mil dólares por información que conduzca hacia los culpables de este hecho para ser arrestados bajo los cargos de crueldad hacia los animales. Esta situación se convirtió en un grave crimen debido a que se hizo fuera de la temporada de caza de venados, y además con las flechas que ya no se usan para ese propósito.

“Estas flechas no son flechas estilo caza, y están destinadas a actuar como un disparo para viajar a través del animal y crear el mayor daño posible. Y un cazador legítimo nunca atacaría intencionalmente esa área de un venado para capturar al animal. Esas no son áreas del animal que son comúnmente atacadas”, comentó Raiser.

Otros interesados en atrapar a los culpables de este hecho es la comunidad perteneciente a la Asociación de Cazadores de Oregon, que repudiaron este acto y solicitan cualquier información para dar con el paradero de los culpables.

Oregon Humane

Estos venados son valientes y fuertes al mantenerse con vida después del despiadado ataque en su contra.

La policía del estado de Oregon compartió la exitosa operación tras removerle las flechas a los venados y su posterior recuperación. ¡Es un milagro!:

Esperamos que pronto descubran la identidad de los atacantes y se haga justicia.

¡Recuerda compartir esta noticia con tus amigos y denunciar cualquier acto de violencia animal del que seas testigo!