Cientos de animales mueren impunemente a manos de cazadores furtivos que necesitan saciar su sed de sangre con desesperación, sin tener consideración por el sufrimiento de los animales o por el daño irreparable que causan en la naturaleza. Para intentar contener a los cazadores, se crean distintas comisiones de protección ambiental, de pesca y caza para que los encargados de las mismas puedan salvaguardar la seguridad de la naturaleza.

Sin embargo, recientemente el comisionado del Departamento de Caza y Pesca de Idaho, Blake Fischer, compartió una serie de fotografías que provocaron el enojo de todos los activistas a favor de los derechos de los animales.

El comisionado realizó un viaje a África en compañía de su esposa y a su regreso quería compartir sus vivencias con sus colegas y amigos. Por ello, decidió enviar un email a más de 100 de sus contactos, entre ellos cazadores profesionales, quienes no pudieron evitar estremecerse ante las terribles imágenes que mostraban a una familia entera de babuinos asesinados por Blake.

De acuerdo con el correo electrónico, fue la esposa del comisionado quien le pidió que se pusieran a cazar tan pronto como llegarán a África y él no pudo negarse a complacer a su amada.

“Le disparé a toda una familia de babuinos. Creo que a mi esposa se le ocurrió la idea inmediatamente”, escribió Fischer.

Las fotografías se infiltraron por las redes sociales rápidamente y todo mundo exigió que el comisionado tuviera un poco de vergüenza y renunciara voluntariamente a su cargo.

“No sé cómo se puede decir algo bueno sobre la foto de un hombre sonriendo con un montón de babuinos muertos y con un bebé en la parte delantera. Y soy un cazador. He sido un cazador desde siempre”, mencionó Keith Carlson, ex comisionado de Pesca y Caza.

Durante su viaje romántico, Fischer y su esposa asesinaron a más de 14 animales, entre ellos leopardos y jirafas. Consideraban cada animal como un trofeo y querían tener una gran colección para presumir entre sus amistades.

“Matar a una familia de babuinos, incluido un bebé, y presumir de su conquista con fotografías es moralmente reprensible. La Comisión de Pesca y Caza está encargada de tomar decisiones sobre el cuidado de la vida silvestre en Idaho, pero nadie que muestre un desprecio tan imprudente por la vida de los animales debería estar en esa posición. Le pedimos al comisionado que renuncie o que elimine las insultantes fotografías rápidamente”, dijo Kitty Block, presidenta y CEO interina de la Humane Society International (HSI).

Los babuinos se caracterizan por ser unos animales extremadamente amorosos con su familia y por general se mantienen juntos durante toda su vida. Desafortunadamente, esta pobre familia de primates murió de la manera más cruel.

“No hice nada ilegal. No hice nada que no fuera ético. No hice nada inmoral”, alegó Fischer.

Gracias a la presión ejercida por miles de personas indignadas ante el acontecimiento, el gobernador de Idaho, C.L. Otter, solicitó la renuncia inmediata de Fischer a su cargo como comisionado.

Blake Fischer

“Tengo altas expectativas y estándares para cada persona designada en el gobierno estatal. Espero que cada miembro de mi administración ejerza un buen juicio y el comisionado Fischer no lo hizo”, dijo el gobernador.

Posteriormente, el desalmado hombre renunció y se disculpó. Sin embargo, nada devolverá la vida a esa hermosa familia de babuinos que pereció a manos de una inconsciente pareja.

¡Comparte esta dolorosa pérdida con todos tu amigos y exijamos que se detenga la caza de los animales. Ellos merecen vivir en paz, sin importar la temporada en que nos encontremos!