El nacimiento de un bebé es el acontecimiento más importante para una familia, su llegada representa muchos cambios en el hogar y sobre todo mucha alegría que se compensa con su ternura.

Para los padres, lo más importante, es que goce de perfecta salud y que ellos puedan atenderlo con amor velando por su bienestar físico y emocional mientras dependa totalmente de sus cuidados.

Pero lamentablemente no todas personas piensan igual sobre los derechos de los niños y sus necesidades.

Tal como esta abuela que causó polémica en las redes sociales después de que saliera a la luz la noticia de que intentó regresar a su nieto al centro de salud privado donde nació en Santa Marta, Colombia, alegando que “era muy feo” y que “no se parecía a ningún miembro de su familia”.

La noticia causó una ola de rechazo en las redes contra esta señora que solamente tomó en cuenta la apariencia física de su nieto sin valorar que debería amarlo sin condiciones solo por el simple hecho de tratarse de un miembro de su familia y por ser un ser indefenso.

Pero no solamente fue la abuela, la madre del menor también la acompañó al centro de salud alegando que el menor no tenía rasgos físicos de recién nacido y presumieron que se los habían cambiado.

Las autoridades del centro de salud aseguraron que ese era el único bebé de sexo masculino que había nacido ese día en la clínica.

Carlos Pallares, secretario de salud encargado de la Alcaldía de Santa Marta, declaró a un medio de comunicación que “La abuela del bebé no estuvo muy contenta y no se identificó con las características externas o físicas de este nuevo miembro de la familia, procediendo a regresar con la señora madre del bebé a la clínica donde tuvo el parto”.

Asimismo, aseguró que “Hay que aceptar esta situación, a veces la biología o la genética le juegan a uno ciertos desatinos y debemos aceptarlos”, agregó Carlos Pallares.

Imagen referencial

Uno de los empleados del centro de salud informó que le brindaron asistencia psicológica a la abuela del menor quien estaba indignada por la situación.

La identidad de la señora y de su hija ha permanecido en el anonimato para proteger su privacidad, esperemos que en el futuro el bebé no se entere de este lamentable percance. ¡Comparte esta noticia!