Muchos animales continúan siendo victimas de maltratos, injusticias y demás circunstancias que ponen en peligro su vida. Además, en muchas ocasiones estos daños ocurren a la vista de todos, de manera impune, tal como sucede con algunos animales que son utilizados como medios de transporte y cuyos dueños no se preocupan por su bienestar en ningún aspecto, sometiéndolos a largas jornadas de trabajo sin descanso alguno que les permita tomar un respiro.

Lamentablemente, esto fue lo que sucedió recientemente en las calles de Montreal, Canadá, cuando un caballo que era utilizado para jalar un carruaje y transportar pasajeros murió de la manera más triste a causa del agotamiento. Su nombre era Charlot y después de llevar a unos pasajeros hasta su destino comenzó a toser y jadear en un intento desesperado por pedir ayuda a su dueño que lo había explotado durante años.

Las súplicas del animal por obtener ayuda fueron vanas, las personas a su alrededor contemplaban con terror la escena y finalmente Charlot se desplomó en el suelo. Los testigos de tan triste acontecimiento llamaron a los oficiales de protección animal, pero ya era demasiado tarde, se había ido, y los activistas están seguros de que no será el último caballo de carruaje en morir en las calles de Montreal.

Este verano, la ciudad canadiense anunció que se prohibirían los carruajes en diciembre de 2019 debido a una larga historia de violaciones de bienestar animal. Sin embargo, lo ocurrido con Charlot demuestra que se tiene que hacer algo lo más pronto posible para salvaguardar el bienestar de los caballos.

“Nadie está supervisando la situación. Está bien que se prohíba en un año, pero mientras tanto, nadie está protegiendo a los caballos y las leyes no se están aplicando”, dijo Mirella Colalillo, coordinadora de la Coalición de Defensa Anti-carruajes.

La triste muerte de este caballo ha afectado fuertemente a todos los vecinos del lugar, quienes pudieron escuchar los gritos de dolor y desesperación de Charlot.

'It was gut wrenching,' witness says of calèche horse's final moments

A man who witnessed a calèche horse die in Old Montreal said the animal, deemed fit to work by a vet after a minor illness last week, showed signs of significant distress before it collapsed in the street. Read more: https://www.cbc.ca/news/canada/montreal/cal-che-horse-owner-1.4892092

Publicada por CBC Montreal en Lunes, 5 de noviembre de 2018

“Incluso desde nuestro apartamento pudimos escuchar el llanto del caballo. Fue desgarrador. Gritaba de dolor. Es algo realmente difícil de describir, fue un sonido aterrador”, mencionó Chris Romanyk, uno de los vecinos del lugar.

Si bien existen diversas asociaciones preocupadas por estos pobres animales, no es posible realizar un seguimiento de tan grotesca industria porque no se tiene un registro de los animales que tiene cada compañía. Además, los propietarios de las mismas cambian el nombre de los caballos constantemente para que los activistas no puedan monitorearlos.

“He estado pidiendo una lista de los caballos registrados para hacer un seguimiento de ellos y también emitir quejas cuando sea necesario. La lista nos fue proporcionada en años pasados, pero presenté una solicitud para acceder a la información en julio y todavía estoy esperando”, dijo Colalillo.

La muerte trágica del caballo también llamó la atención de la alcaldesa de la ciudad, Valérie Plante, quien enfatiza que es necesario acabar con la industria de los carruajes en Montreal.

Este era el horrible establo en el que vivía Charlot, junto a sus compañeros de “trabajo” quienes también eran abusados

“Esto confirma que tomé la decisión correcta, la industria de los carruajes no tiene lugar en Montreal”, señaló Plante.

Si no se hace algo pronto, cientos de caballos continuarán siendo forzados a trabajar más de 9 horas al día, bajo temperaturas extremas y expuestos a un estrés constante que pone en peligro su vida y también la de los pasajeros. Más de estos animales afrontarán un destino cruel: ser vendidos, sacrificados o morir en las calles como Charlot.

Aunque Charlot murió aproximadamente a las 3:00 p.m., su cuerpo no fue retirado hasta la noche

Por ello, distintas asociaciones civiles se han unido para solicitar al Ministro de Agricultura, Pesca y Fauna, André Lamontagne, que haga algo ahora mismo para ayudar a los caballos que viven en condiciones deplorables, dentro de establos en mal estado y sin los cuidados necesarios.

“Pedimos a cualquier persona que vea a un caballo enfermo, herido o maltratado, que contacte inmediatamente con la policía y que escriba al Ministro André Lamontagne para que actúe a favor de los caballos de carruaje”, dijo Colalillo.

Facebook/Anti-calèche Defense Coalition

Podemos ayudar a estos animales enviando un correo electrónico a la dirección [email protected] para que el Ministro André Lamontagne pueda prohibir la industria de los caballos de carruaje cuanto antes y no hasta dentro de un año. Los caballos necesitan ayuda urgentemente.

¡Comparte la triste historia de los caballos de carruaje con todos tus amigos y no olvides escribir al Ministro André Lamontagne para hacer un cambio en la vida de estos hermosos animales!