Nunca podremos entender dentro de qué mente y corazón cabe el atentar contra la vida de un animalito inocente, y de la manera más cobarde y perversa posible.

Ese fue el pasado lamentable de Smoke, una hermosa cachorrita de pitbull a quien su malvado humano la hirió con un arma blanca al menos siete veces. Como resultado, cortó su tráquea y su arteria carótida. Ella se escabulló como pudo bajo una camioneta rogando que su ángel llegara a tiempo.

Sus súplicas fueron escuchadas, y Brad Chambers, un ex policía de Portsmouth, Virginia, apareció en el momento justo para salvarle la vida.

Su dueño se ensañó intentando arrebatarle la vida del peor modo, pero su suerte cambiaría para siempre

vida

Chambers, que es un amante de los animales, relató que vio a un perro pequeño y débil correr debajo de su camioneta.

Cuando salió dispuesto a ayudarla, vio que la pobre estaba gravemente herida. Pero eso no fue todo, su mirada de desesperación y miedo le taladró el corazón.

Probablemente, se estaba escondiendo del humano que la había lastimado. Tenía múltiples puñaladas y parecía que no iba a sobrevivir.

Por suerte, Chambers, sabía exactamente qué hacer. Tenía un kit de trauma en su camioneta, así que le dio los primeros auxilios para detener la hemorragia, mientras luchaba por su vida en esos momentos tan críticos.

Enseguida, la llevó a un hospital de animales cercano, pero su estado era tan delicado, que tuvo que ser trasladada a otro centro especializado para una cirugía de emergencia.

Sin embargo, la perrita quedó con un corte en la tráquea, ya que la sangre se filtraba hacia la cavidad pulmonar, lo que ponía en peligro su vida.

Hasta ese momento las facturas médicas pasaban los 15.000 dólares, cantidad que Chambers pagó de su propio bolsillo. Pero, desesperado por seguir haciendo de todo para salvarle la vida, acudió a las redes suplicando ayuda:

«Mi corazón se rompió por esta dulce criatura inocente, con un corazón de león y una conducta irresistible mientras confiaba en mí, un extraño para ella, en su momento de crisis. Cualquier cantidad vale mucho», pidió.

Fue en ese momento cuando Chambers se encariñó tanto con la dulce criatura, que decidió convertirla en parte de su vida y adoptarla; incluso sabiendo que quizás no sobreviviría.

La petición de ayuda fue todo un éxito y logró recaudar más de 25.000 euros de los 22.000 que solicitó.

Gracias a todos los desvelos de los veterinarios y al amor heroico de Chambers, hoy puede contar orgulloso que Smoke se ha recuperado por completo y es una de las perritas más felices y cariñosas que jamás se haya visto.

No sabemos si por tanto cariño que le ha rodeado en los últimos días, o porque definitivamente en su corazón no hay espacio para el rencor, es una perrita que prácticamente no tiene traumas de su horroroso pasado.

“Se ha recuperado completamente de todas las cirugías, tiene toneladas de energía y su lealtad es sólida”, dijo Chambers.

Chambers no puede estar más feliz de que Smoke ya haya salido de su caparazón, por lo que está realmente emocionado de compartir el resto de sus días junto a ella, dándole la vida de amor que siempre mereció.

«Es uno de los perros más cariñosos que he conocido», dijo Chambers. Y es por eso, que al ver que es una perrita realmente especial, no podía ser egoísta.

Muchas personas necesitadas pueden beneficiarse de tanto amor, así que ha empezado a entrenarla como un perrito de terapia emocional.

En una publicación posterior, Chambers difundió crudas imágenes sobre el estado en que fue encontrada Smoke, para que no se le olvide a nadie. Y para que el mundo se sensibilizara sobre la crueldad que supone el maltrato animal.

Así que todo lo vivido con su ahora perrita adoptada, lo ha llevado a dar un paso más. Y por eso, nos sacamos el sombrero por este héroe.

«Me complace anunciar una nueva organización sin fines de lucro en honor a Smoke y a tantos como ella, llamada «Leyes y ética para la administración y vivienda de los animales» o «L.E.A.S.H.», dijo Chambers.

Con esta iniciativa, pretende asociarse con abogados, penalistas y especialistas en derecho animal, para garantizar que los desalmados, como el anterior dueño de Smoke, paguen con cárcel su crueldad.

Lo primero que harán será un registro de crueldad hacia los animales, que prohíba a los abusadores de animales adoptar legalmente a otra criatura inocente. 

Y por si fuera poco, la persona que apuñaló a la pobre Smoke ha sido localizada y se enfrenta a importantes cargos por crueldad animal. 

¡Bravo, Chambers, ya era hora que alguien vele por los más inocentes y ultrajados de la sociedad! 

ENTRADAS POPULARES