Borja es un joven de 26 años de Málaga, con raíces británicas y andaluzas, creció en un entorno familiar amoroso, se ha caracterizado por ser muy sensible desde niño. Le apasionan los deportes acuáticos. Sus conocidos lo describen como un hombre noble y trabajador, nunca ha querido ser una carga para sus padres. Actualmente es estudiante de derecho y economía.

Cuando Borja tenía 22 ayudó a una mujer que estaba en peligro cuando dos sujetos intentaban robarle su bolso.

Eran las 7:45 del 8 de febrero de 2015 cuando Borja vio a María Jesús, dos hombres identificados como Pedro Toro Timoteo e Isabel Cano la agredían. Cuando él intervino, uno de los cacos lo intentó golpear, pero Borja logró esquivarlo y recuperar el bolso de la mujer tras propinarle dos puñetazos.

Pedro, uno de los ladrones, sufrió traumatismo craneoencefálico, la rotura maxilar, del frenillo y de una pieza dental después de enfrentarse con Borja.

Finalmente regresó hacia ella que estaba acompañada por dos chicas con quienes Borja regresaba de su trabajo. Le preocupaban las lesiones que hubiera sufrido durante el atraco.

Los tres acompañaron a María Jesús a su destino para protegerla por si los ladrones se vengaban. “Le agradeceré toda la vida”, comentó ella sobre la actitud de Borja.

El ladrón agredido cayó en coma y falleció, se abrió una investigación policial y judicial del caso. Esta semana salió a la luz la sentencia del juez, dos años de cárcel y el pago de 178 mil euros de indemnización para las hijas de Pedro, el ladrón fallecido.

Su padre no había estado presente en sus vidas como consecuencia de sus severas adicciones.

Borja actuó como un héroe, pero terminará condenado por homicidio imprudente.

La decisión del juez ha causado un gran escándalo en la sociedad. Arturo Pérez Reverte, reconocido escritor, reaccionó con un mensaje en su perfil de Twitter.

“Ahí, ahí. Duro con ellos. Quién le mandaba meterse en problemas, con lo tranquilo que podía haberse quedado mirando, como hacemos casi todos”.

Borja quiso ayudar a una mujer en peligro porque no pudo ser indiferente a lo que veía y le costó demasiado caro. Piensa terminar sus estudios en la cárcel.

“No me lo creo. No me lo creo…. Aunque me he hecho la idea de que voy a ingresar a prisión, no lo entiendo”, dijo el joven.

También resaltó: “No me arrepiento de haber ayudado a la mujer, creo que hice lo correcto”.

En el juzgado alegan que Borja no debió usar la fuerza para defenderse y lograr que la mujer que era víctima del robo lograra escapar de las agresiones que recibía.

Aunque si no hubieran perpetrado el robo los dos sujetos nada habría sucedido, para el juzgado Penal Nº 9 de Málaga la culpa es de Borja.

Pedro tiene antecedentes penales y médicos, en 2014 sufrió un grave accidente de tráfico al quedarse dormido después de consumir sustancias ilegales. Años después sufrió una fractura de mandíbula, tenía diversas lesiones asociadas a sus adicciones.

De acuerdo con el informe hecho por la Policía y el Ministerio del Interior, Pedro tiene varios antecedentes por los que podría ser condenado. Los últimos delitos que fueron comprobados: el 04 de octubre de 2013 cometió un robo con fuerza.

El 17 de septiembre, robo con resistencia y desobediencia, también fue acusado de delito contra la salud pública y por falsificación de documentos.

Era un riesgo para la sociedad que este hombre permanecería en total libertad. Su familia apareció repentinamente ante los juzgados, presentando una acusación particular solicitando una indemnización de 180 mil euros.

Borja ha sufrido mucho por tan amarga experiencia, después de esto no sabe si reaccionaría igual al ayudar a alguien en peligro. “No sé cómo reaccionaría, pero sé que me costaría muchísimo mirar hacia otro lado. Sé que esto me ha cambiado la vida”.

“Nunca quise matar a esa persona. Ni se me pasó por la cabeza. Lo lamento”, expresó Borja.

En el juicio le pidió perdón a la familia espontáneamente, su abogado Alfredo Herrera Rueda lo conoce desde niño y está muy afectado por lo ocurrido.

Borja está afligido y resignado. “No reprocho nada a los jueces… Sí, me he enterado del apoyo que he recibido, estoy impresionado. Pero quiero pasar la página”, comentó.

El bufete de abogados que se encarga de su caso ha recibido numerosas llamadas para ayudar a pagar la indemnización y varias organizaciones quieren ayudarlo a solicitar el indulto.

Su caso ha dado mucho de qué hablar, miles de personas se han pronunciado a favor de Borja considerando que la sentencia es injusta. Compártelo y déjanos saber tu opinión.

Te recomendamos